Yoga para el Sistema Inmunológico

Yoga para el Sistema Inmunológico

1 comentario

 

Con la llegada del frío y la falta de luz es normal que lleguen los catarros y malestares. Nuestro sistema inmune juega un papel clave en este momento, por eso es tan importante tenerlo fuerte. Pero para empezar a situarnos vamos a ver qué es, en qué consiste y cómo funciona el Sistema Inmune. 

¿Qué es el sistema inmunológico?

El sistema inmune o inmunológico es una red de órganos, tejidos y células interconectados que tienen la misión de protegernos ante agentes extraños. En los últimos años, como consecuencia de la pandemia, ha cobrado especial protagonismo, y se habla cada vez más de la importancia de un sistema inmune fuerte para prevenir enfermedades y mantenernos sanos. 

Yoga para el Sistema Inmunológico. Qué es el sistema inmune.

Nos defiende de peligros externos como virus, bacterias, tóxicos ambientales... Lo que hace es vigilar y detectar amenazas, y una vez reconocidas activar mecanismos de respuesta, intentando mantener el organismo en su equilibrio interno adecuado. Todo ello, gracias a la red de órganos y células perfectamente coordinados entre sí y conectados por vasos sanguíneos y linfáticos.

¿Cómo funciona el sistema inmunológico?

Se concentra en la médula ósea y en la glándula Timo, teniendo también lugar en las amígdalas, adenoides, placas de Peyer, hígado, bazo y ganglios, entre otros.

Están comunicados gracias al sistema linfático, una red de vasos por donde circula la linfa que contiene los antígenos, que se han ido recogiendo de diferentes tejidos, y las células linfoides. La linfa pasa por los ganglios linfáticos, órganos secundarios, donde se producirá el reconocimiento y neutralización del antígeno. De ahí que en ocasiones se inflamen los ganglios como signo de que se está combatiendo una infección. Allí también se activarán los linfocitos B, que como consecuencia se multiplican y diferencian para producir anticuerpos. 

Linfocitos y anticuerpos saldrán arrastrados por la linfa de los ganglios alcanzando la circulación sanguínea que los distribuye por todo el organismo. Si un antígeno escapa del ganglio linfático y pasa de nuevo a circulación sanguínea podrá llegar al bazo, otro órgano linfoide secundario, donde será retenido y neutralizado.

Aquí aparecen también las células `Natural Killers´ o `asesinas naturales´ para atacar directamente cualquier anomalía que se produzca en el resto de células.

 El Yoga refuerza el sistema inmune blog Yogimi

Después de este acercamiento vamos a destacar como punto importante la relación de la inmunidad con la respuesta inflamatoria. Una inflamación aguda se produce como defensa natural, y es útil para curar heridas, lesiones e infecciones, pero una inflamación crónica nos indica problemas de salud, y de hecho muchas enfermedades están directamente relacionadas con la inflamación crónica.

Dicho esto, queda claro que es de vital importancia mantener un sistema inmune fuerte para estar sanos, y para ello os dejamos algunos consejos generales que son básicos:

  • Mantener una alimentación equilibrada, rica en frutas y verduras frescas. Evitar los productos procesados y el exceso de harinas refinadas, carnes, y azúcares, así como el alcohol y el tabaco.
  • Buena hidratación. Beber agua e infusiones herbales.
  • Buen descanso, cuidar las horas y la calidad del sueño.
  • Mantenernos activos y hacer ejercicio. Importancia del Deporte.
  • Bajar los niveles de estrés. Buscar momentos de calma y silencio, con meditación, paseos por la naturaleza, disfrutando de alguna actividad artística, o simplemente parando unos minutos.

¿Cómo actúa el Yoga en el sistema inmune?

Y ¿cómo se relaciona el Yoga con todo esto? Pues en todo.

Primero porque la práctica física de Yoga nos mantiene activos y en movimiento (como el deporte), y a la vez nos lleva a espacios de silencio y calma, tan importante para reducir los niveles de estrés y ansiedad. 

Pero además también, cuando te adentras en la práctica y te sumerges cada vez más en su filosofía, el estilo de vida yoguíco te conduce a todos estos hábitos que favorecen e inciden positivamente en la salud y el bienestar físico y emocional. 

El Yoga nos trae más consciencia, y con ella más escucha del cuerpo y de las emociones, y desde ahí mejora el descanso, mejoran nuestros hábitos en general  porque al estar más conectados con el cuerpo y su escucha nos damos lo mejor y lo que necesitamos en cada momento. Así es que nos alimentamos mejor, descansamos mejor, dejamos cada vez más de hacer y tomar cosas que no nos sientan bien…

Como reforzar el sistema inmune con la práctica de Yoga.

La cantidad de investigaciones en esta dirección es inmensa, pero tengo la suerte de conocer personalmente a la Dra. Mary Flaherty. En su libro “¿Funciona el Yoga? Respuestas de la Ciencia” hace un compendio de cientos de estudios, trayendo mucha información acerca de los beneficios reales de la práctica de Yoga. 

Extraemos de su libro las conclusiones y datos acerca de toda su investigación del Yoga y el sistema inmunológico:

  • Para personas sanas los programas de Yoga que incluyen posturas, respiración y meditación pueden aumentar la inmunidad y reducir los marcadores de inflamación. Se necesita una práctica regular y constante.
  • En personas con afecciones inflamatorias crónicas, como artritis reumatoide, cáncer, enfermedades cardiovasculares y estrés crónico, pueden mejorar su sistema inmunológico realizando una práctica de yoga de forma regular.
  • En pacientes y supervivientes de cáncer de mama los programas de yoga pueden ofrecer un efecto antiinflamatorio prometedor y proporcionar una forma adecuada de ejercicio. Cuanto antes se introduzcan las sesiones de yoga después de la cirugía de mastectomía, mejores serán los resultados.

Agregar pranayama y relajación, tanto antes como después de la operación, la quimioterapia y la radioterapia, puede ayudar a la recuperación.

Y a esto le unimos los beneficios del yoga en otros factores que influyen directamente en la salud en sí, como son la mejora del sueño, el descenso de los niveles de estrés y ansiedad, la salud cardiovascular, la salud neuromuscular y esquelética,  la mejora del sistema respiratorio, disminución del envejecimiento celular y la degeneración natural y otros aspectos, que en su libro Mary contrasta ampliamente y expone sus resultados.

Qué es el sistema inmunológico y cómo el yoga ayuda a reforzarlo.

Cómo cuidar tu sistema inmune con el Yoga

A veces los médicos solo tratan lo físico, el cuerpo, y los psicólogos la mente y lo emocional, que en ocasiones es necesario y urgente, pero desde un enfoque más holístico y preventivo necesitamos trabajarlos en conjunto, cuerpo y mente como un todo, y aquí entra el Yoga como método esencial de autocuidado, con las asanas, el pranayama, los kriyas de limpieza y las técnicas de meditación y visualización.

Es por ello, que además de estos consejos generales, desde la filosofía del Yoga  se nos ofrecen otras prácticas que son una maravilla para cuidarnos con más atención y sentirnos fuertes y vitales:

  • Mantener la flora intestinal sana, con una buena alimentación como apuntábamos antes, con especial atención al cuidado de la microbiota. Buena evacuación diaria.
  • Grounding o enraizamiento a Tierra. Pasear y pasar tiempo descalzos y en contacto con la Tierra y terrenos naturales como el campo, la montaña, la playa, el jardín... 
  • Higiene bucal. Es importante, sobre todo por las mañanas limpiar todas las toxinas liberadas durante el ayuno de la noche. La propuesta es un raspado de lengua, después un enjuague bucal con aceite o agua de mar, y luego un cepillado con una pasta de dientes natural.
  • Cuidado de la piel con productos sin químicos o los mínimos posibles. Hacer exfoliaciones y raspados de piel, hacernos masajes e hidratarnos con aceites naturales.

  • Salud mental y emocional. Darle espacio a nuestras emociones, nuestras relaciones sociales, buscar equilibrio entre las obligaciones y nuestro disfrute y tiempo libre. Cuando no hay una buena gestión emocional buscar la ayuda en profesionales o herramientas que nos ayuden a volver a conseguir el equilibrio.
  • Ejercicios de respiración. Pranayamas como por ejemplo Kapalabhati para ayudar a la capacidad pulmonar, liberar toxinas y aumentar nuestro fuego digestivo son super beneficiosos para favorecer nuestras defensas.

Nuestra visión es clara: Do Yoga Be Happy con cuerpo y mente radiantes.

Si todavía no practicas o no nos acompañas en nuestras clases online, ¿a qué estás esperando? Visita nuestro canal, publicamos clases nuevas todas las semanas. 

1 comentario

Sara
Sara

Genial chicas! La página, los servicios, vuestra luz! Peace&Love

Comentar

Tenga en cuenta, los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados.

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la Política de privacidad de Google y los Términos del servicio.

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Te enviaremos nuestro calendario de Yoga y Meditación para practicar totalmente gratis.